Aceituna verdial partida y aliñada con cebollitas, pepinillos, zanahorias, vinagre y pimentón. Destacan por su sabor intenso y textura incomparable.

Esta variedad es una de las aceitunas más sabrosas en lo que a textura y contenido en aceite natural se refiere. Debido a sus características la convierten en una aceituna de mesa muy apreciada por su sabor.