site_logo

La Española, como ninguna

La historia de una gran marca

Aceitunas Gran Bouquet

Aceitunas Manzanilla Fina con hueso escogidas una a una para garantizar su máxima calidad. Por su sabor son únicas para preparar aperitivos, canapés, ensaladas, y lo que tú quieras.

Ver más producto

Cartel publicitario de 1944

El momento de consumo en España empezaba a evolucionar desde los graneles hacia los productos envasados. En este proceso La Española fue pionera. Favorecer el cambio en el modo de compra de aceitunas, desde el granel al envase, fue la principal intención de este cartel que destacaba la importancia de la marca como sinónimo de calidad.

Ver más 1944 Cartel

Vehículo promocional de la marca

Las aceitunas rellenas de anchoa fue una auténtica innovación que había que dar a conocer. Con vehículos como este se distribuían muestras por las principales ciudades de España.    

Ver más fotografías

Furgoneta de reparto

La distribución de La Española en sus orígenes se hizo a través de representantes que distribuían en ciudades con reparto propio. El éxito del producto y de la marca les llevó a rotular sus furgonetas con la imagen de La Española.

Ver más fotografías publicidad móvil

Fotografía 1944

La Española inició su actividad en un bajo en pleno centro de Alcoy, en la calle San Blas número 30. Esta ubicación tan céntrica ya obedecía a una voluntad inicial de dar a conocer el producto y situar la marca en un alta posición de valor percibido. En esta instantánea, tomada el 31 de marzo de 1944, figuran el encargado de la fábrica y algunas de las empleadas que, orgullosos de su producción, la exponían frente a la puerta de las instalaciones de La Española, sorprendiendo a las personas que por allí paseaban. Una acción pionera de street marketing, cuando aun no se había inventado ni el marketing  

Ver más 1944 fotografías