El delantal o mandil es un clásico de la cocina y por eso no podía faltar uno en La Española. Ponte el tuyo y ¡disfruta!