La Española fue una de las primeras marcas españolas en anunciarse en televisión. En los orígenes de la televisión la calidad de imagen era reducida, lo que propició el uso de los dibujos animados. Con esta técnica, y con el jingle que ya se había consolidado a través de la radio, se realizó este spot que consiguió una gran notoriedad de marca. De hecho hoy es uno de los spots, en blanco y negro de la época, más visualizados en la Red.